El petróleo baja y la gasolina se hace la despistada

El tema está en que si el petróleo sube, la gasolina también. Las tres empresas españolas dedicadas a estos menesteres, Cepsa, Repsol YPF y Campsa ponen como excusa que si los costes suben, la gasolina también, para ellos no perder nada. Pero, ¿ocurre lo mismo a la inversa? Es decir, si el coste del petróleo baja, la gasolina también?¿

En el último mes, el barril de petróleo ha tenido un recorte del 20%, unos 30 dólares menos por barril, sin embargo, la gasolina sólo ha bajado un 5%.

Éste es el problema de los oligopolios. Las empresas hacen y deshacen a sus anchas y, para que no exista competencia entre ellas, acuerdan el precio de sus productos para el consumidor final (lo que ocurre también con las compañías de telefonía móvil) que, en estos casos y como siempre, es el que sale perdiendo. Si su coste de producción aumenta, lo pagamos nosotros, pero si disminuye, el precio del producto final, gasolina en este caso, no lo hace en la misma proporción. Son ellas las que siempre salen ganando.